09 julio, 2007

Bondage

Espero.
Espero con la única vestidura de esos zapatos de tacón que le encantan. Escucho sus pasos y mi corazón late con más fuerza, mi pulso se acelera y mi excitación crece más si cabe. Entra en la sala y la inunda con el mar de su esencia. Sus manos apagan mis ojos con esa venda de seda negra que tanto nos gusta.

Siento sus manos corriendo por mi cuerpo, noto como dan paso a su lengua, sabe cuanto me gusta que me laman, y lo loca que me pongo cuando puedo lamer. Recorre mi cuerpo con esa lengua, regalo de los dioses. Chupa cada centímetro, se entretiene en mis pezones y deja que sus perfectos dientes mordisqueen mis erizados pechos. Olfateo su pelo, lamo su frente. De pronto silencio.

Agudizo el oído, sí, ahí viene, trae esa soga que no tiene fin; y vuelvo a sentir su aliento mientras acordona lazada a lazada, nudo a nudo, cada uno de mis miembros.
No me resisto.


Sabemos que soy suya, sabe que me encanta. Rodea con sus manos mi cuello, lo estrangula suavemente, como sólo él sabe hacer. En mi boca se mezclan los roncos sonidos por la falta de aire y los gritos de placer acumulado en las entrañas, y grito en silencio mientras mi respiracion entrecortada suda y se acelera.

Sus dedos exploran mi sexo, mmm!ahhh! Entro a trompicones en la antesala del orgasmo sólo con eso, pero no le basta, no es suficiente para él.
Me incorpora hasta que mi cuerpo reposa en la alacena. Sus manos me azotan, arañan mi espalda, fluye la sangre. Sabe que me vuelve loca el olor y el sabor de ese rojo metálico.
Mi pecho golpea el frío mármol con cada embestida de su cuerpo. Se inyecta profundo, más profundo, tocando fondo en mi sexo. El calor me recorre el cuerpo y creo que me voy a desmayar. Me rompe el cuerpo, siento su flujo unirse al mío, brotar por mí. Se desmaya conmigo, nos hacemos uno y todo se apaga.

20 comentarios:

Ziggy Stardust dijo...

Guau, bondage!!! una de mis pasiones mas estrictas. Adoro el sinuoso reptar del algodon sobre el suelo al acercarme a mi Lady cuando me dispongo a amarla...........

Deikakushu dijo...

El bondage es un tema bastante desconocido para mi (por no decir totalmente), pero leyendo tu relato/vivencia tengo ganas de interesarme. Y eso no me suele pasar ;)

Valkiria dijo...

Ziggy Stardust: sin duda un aleteo magnífico, ese sonido del que hablas, se memoriza y queda en el subconsciente, de forma que puedes evocarlo a tu antojo, ummmm!
Deikakushu: no me importará ser su instructora hasta hacerte controlar una de las formas más lascivas de vivir la sexualidad. Si lo deseas podemos probar...;)

Anónimo dijo...

Me encanta el bondage y tu relato es fascinante, me he puesto rrrrrrr como una moto

Antonio D.

El pequeño Dardo dijo...

Cuanto pasión en tan breve escrito... Te felicito.

Deikakushu dijo...

No me tientes, no me tientes, es tan largo el deseo y tan corto el tiempo...

Valkiria dijo...

Antonio D: gracias, y encantada de volver a verte.
Dardo: tus felicitaciones son el mayor de mis honores.
Deikakushu: No estoy aquí para tentarte, sólo para velar porque tus sueños sean dulces; espero verte en ellos.
La tentación está de la mano de los ojos que la buscan (y vive arriba)

Ziggy Stardust dijo...

Jo, vaya enchufao el deikakushu, y alos demás que nos den no? ;)

Valkiria dijo...

No, ziggy, si para darte ya estoy yo. Todo depende de lo que estés dispuesto a permitir. Aunque ya en tu primer coment. dejaste clara tu pasión y entrega...
Dejame ver que podemos hacer(nos)...
;)

Anónimo dijo...

A los vagamundos no nos gusta atar ni que nos aten, ni siquiera para amar...

Vagamundos

Valkiria dijo...

Ohhh, vagamundos, no pretendía herirte.
Lo siento :(

Anónimo dijo...

Valkiria, no me has herido, tranquila. Que no empañe tu cara ninguna sombra de tristeza. Mi mensaje era tan sólo un juego de palabras, porque ni las frases ni la vida serían lo mismo sin los juegos... tampoco el amor y el sexo.

Vagamundos

Valkiria dijo...

Me emociona saber que estás bien.
Encantada de volver a verte por el pazo de mis sueños.

Dr. Strangelove dijo...

el bondage es una representación del hecho más importante, tal y como ha mencionado Valkiria: "sabemos que soy suya"... no hay más bella atadura que la que existe en el corazón de la mujer entregada... sin ella, las demás son meros adornos sin sentido

L dijo...

No te estoy escribiendo. No aún.
Dime cómo puedo hacerlo.

L dijo...

Ah, ya veo.
Sólo juegos de palabras.

Valkiria dijo...

L: bienvenid@ a las orillas del sueño.
Por qué no te dejas llevar, umh?
Volverás?

L dijo...

Como te digo, ni me fui, ni te he escrito, ni te estoy hablando.
Y realmente quiero hacerlo, dado que me conoces.
Sólo dime cómo.

Valkiria dijo...

L: tienes mi mail en el apartado de perfil.
Prueba a usarlo, si te apetece.
Un beso

Evil Preacher dijo...

La verdad es que el bondage tiene un gran atractivo estético y has sabido aplicarlo a tu relato
. Tuve una novia coreana a la que le iba mucho, así como otras formas de dominación; creo que duramos poco porque fui demasiado suave con ella :'(
La verdad que tuvo cierta parte de decepción, por que el aspecto técnico pide mucha concentración y no estás a lo que hay que estar.